13 diciembre 2006

el blog como medio/ la bitácora como práctica de comunicación (danah boyd)

Como toda técnica (y tecnología), el blog media entre quien lo usa y los objetivos que se propone con él.

Danah Boyd sigue con la investigación de los blogs como medios. Su último artículo A Blogger's Blog: Exploring the Definition of a Medium (Reconstruction, 6, 4, 2006) nos cuenta nueve meses de seguimiento de blogs y de entrevistas con una quincena de blogueros de distinto tipo y estilo. El objetivo de esta investigación etnometodológica es avanzar en la definición del blog como medio y de las prácticas del blogging.

El punto de partida no son las cifras de millones de blogs, como otros artículos. Empieza diciendo que sólo la mitad de usuarios de la Red en su país son lectores habituales de blogs. Un tono menos altivo que otras entradas en la cuestión.

También tiene en cuenta como "venden" sus servicios las primeras compañias de blogs Blogger, LiveJournal, Xanga,... aunque no habla de MySpace. Blogs, diarios vitales, comunidades... pueden venir marcados en esos años 2003-2004 por las etiquetas de estas empresas. Hoy claramente tendríamos que llamarlos espacios personales, al menos por la cantidad y crecimiento de los MyS. Quizá también son distintos en sus formas de uso en los últimos meses.

En un primer momento, fueron los técnicos los que describieron, más que definieron el blog (url, vínculos, enlaces entrantes, tráfico...).

Cambia de marco cuando se define como género, sigue Danah, por su estructura y cuando se segmenta según las diferencias de contenido. El género no va mal para expresar el contenido; pero en su opinión, hablar del blog como de un género oscurece la imagen de expresión y de distribución. (Al menos para esa mayoría de gente que no llegó a la retórica clásica genero = contenido + público y se quedó en las retóricas neoclásicas de las normas para la redacción).

En la dialéctica de Danah, si no es un género el blog ha de ser un medio. Y es que en su investigación uno de los rasgos esenciales que muestra el blog es el social. La continuación de las conversaciones y la satisfacción de lo compartido es lo que recompensa la continuidad y el perfeccionamiento del bloguero. Probablemente esto sea bastante general también por estos lares.

El problema del asunto es que el blog por un lado es medio de expresión y de relación de unos con otros. Y, a la vez, es el resultado de la conversación y de la relación expresada por el blog-autor. Así Boyd fija el blog como medio en el sentido McLuhaniano de prolongación, extensión, canal para nuestros sentidos y nuestra voluntad de relación. Y no le parece que el blog como resultado sea a lo que se están refiriendo los partidarios del blog como género.

El blog como medio culturalmente (socialmente) dirigido, se presenta como marco para sus múltiples variantes de estructura y de contenidos. Esta propuesta no resuelve el problema de la clasificación de blogs. En algo la simplifica frente a los partidarios del género (como Philip E. Agre), y los que lo ven como peculiar diario de información (Doc Searls).

En la línea de anteriores intervenciones de Danah, apunta que las nuevas mediaciones tecnológicas permiten recuperar la sincronía de la oralidad en una casi segunda oralidad, la que se consigue al estar conectados autores y lectores (espectadores). De modo parecido funciona incluso cuando no se da la sincronización y "conversamos" tiempo después de la redacción o reutilizamos nuestros textos más antiguos en el blog. Cada blog va definiendo y redecorando su propio espacio para determinados tipos de conversaciones. En el discurso bloguero se va construyendo y transformando la identidad de su/s autor/es. Sin embargo, y lo habreis comprobado la mayoría, al que le falta la experiencia del blog, es difícil que supere el miedo a "ser público" y decir "así esas cosas". Sin esa experiencia es difícil que disfrute y se mantenga como lector de blogs. Sea lo que sea el blog o la bitácora.
Publicar un comentario en la entrada